noviembre 27, 1998

The Big Lebowski

Publicada en 1998


Todo por un tapete

Maude Lebowski: What do you do for recreation?
The Dude: Oh, the usual. I bowl. Drive around. The occasional acid flashback.


Diálogos como el anterior abundan en la cinta escrita y producida por los hermanos Coen, The Big Lebowski. Jeff Bridges es Jeff Lebowski, conocido como "The Dude", y es según el narrador, el hombre más vago de todo el condado de Los Angeles. Su vida consiste en jugar bowling con sus compinches, beber Rusos Blancos y drogarse cuando le provoca. Una noche como cualquier otra, dos esbirros entran a su casa y lo asaltan, buscando dinero para pagar las deudas de su esposa. 

El único problema es que "The Dude" no está casado, y aunque su nombre es Jeff, no es el acaudalado Jeff Lebowski que sí está casado con una mujer que le debe dinero a la gente equivocada. Luego del encuentro, que deja al "Dude" con un tapete destrozado, éste se reúne con sus amigos Walter y Donny, y concluye que debe buscar al "Jeff Lebowski" con el que lo confundieron y exigirle uno nuevo. 

"The Dude" es ignorado en la mansión Lebowski; sin embargo es llamado para que regrese unas semanas después, ya que la esposa de Lebowski ha sido secuestrada y creen que el crimen haya sido cometido por los mismos que irrumpieron en el hogar de "The Dude". El plan del Gran Lebowski es utilizarlo para que entregue el dinero de rescate solicitado por los secuestradores. "The Dude" acepta, pero en la entrega surge el dilema de quedarse con el dinero o darlo a los secuestradores. ¿La decisión tomada por él? Ciertamente la que  causa todos los problemas que siguen en la cinta....

The Big Lebowski es una historia compleja pero fácil de seguir. Las transiciones de un conflicto a otro, incluso de una escena a la otra, son realizadas de una manera muy original. De película en película los hermanos Coen se han caracterizado por hacer sus historias cada vez más extrañas y paradójicamente más entretenidas. 

No sólo es el guión, es la mezcla de sátira y las impecables actuaciones que hacen de la cinta una comedia 100% original. Cada escena, cada diálogo tiene un significado, nada es gratis en un film de los Coen, quienes en esta ocasión cuentan con el talento exquisito de Jeff Bridges como el vago que da la vida por su tapete.

No hay comentarios.: