agosto 29, 1999

The Blair Witch Project - El Proyecto de la Bruja Blair

Publicada en 1999.

Destino fatal

El Proyecto de la Bruja Blair es una especie de documental sobre tres estudiantes de cine que entran al bosque de Burkittsville en Maryland, Estados Unidos, para encontrar a la legendaria Bruja Blair. Encabezados por Heather, quien dirige el documental y está obsesionada con filmar cada segundo del viaje, la siguen Josh y Mike. Un año más tarde, nos informa la escena de apertura, el material filmado es encontrado.

Escrita y dirigida por dos jóvenes cineastas de la Universidad de Miami, esta cinta usa una premisa ya empleada en el cine, pero le da un enfoque totalmente novedoso, pues lo centra únicamente en las grabaciones de la infortunada expedición. En consecuencia, obtenemos 90 minutos de ruidos desconocidos y respiraciones agitadas.

La película muestra la desintegración psicológica de sus tres personajes mientras enfrentan el terror a lo desconocido. No hay tramas románticas, no hay héroes, simplemente seres humanos muriéndose de miedo al percatarse que están perdidos y que algo los vigila en el bosque.

Aquellos que busquen una narrativa convencional, un sentido de resolución al final de la historia habrán perdido su dinero, pues carecerán de la visión necesaria para comprender el verdadero trasfondo que esconde El Proyecto de la Bruja Blair.

Porque sus efectos están en el subconsciente, donde reside  nuestro miedo a lo desconocido. Al observar este video de tres chicos que se van de viaje pensando que vivirán una aventura divertida, nuestra respuesta a su aventura dependerá del grado en que aceptemos verlos lidiar con una pérdida de control progresiva ante lo que no puede ser comprendido.

agosto 15, 1999

Notting Hill

Publicada en 1999.

Un lugar para visitar


En Inglaterra existe un vecindario donde al parecer los cuentos de hadas todavía se hacen realidad: donde la actriz más famosa de Hollywood, una diosa cuya cara aparece en todas las revistas, periódicos y pantallas de T.V., se enamorará irracionalmente del dueño de una librería semi-quebrada, un simple mortal inglés que la verá entrar a su local y a su vida como una especie de sueño mágico, demasiado bueno para ser verdad. Un lugar llamado Notting Hill.

Julia Roberts y Hugh Grant -como Anna Scott y William Thacker- se reúnen por vez primera en esta cinta donde la sombra de la fama y la celebridad amenazan la posibilidad de una relación feliz entre dos seres radicalmente diferentes.

El desfile acosador de los periodistas no ayudará a la pareja. El comportamiento afectado de los amigos de William tampoco, sin contar a su excéntrico compañero de habitación y la aparición repentina en escena del desagradable novio de Anna.

El peculiar humor inglés es explotado con éxito en Notting Hill, a través de escenás  donde los amigos se reúnen para compartir buenos y malos momentos. La ironía, los contrastes de los personajes, las expectativas y la dura realidad son confrontados de forma directa.

Hugh Grant acierta con la interpretación de un hombre común, agradable y encantador en su única manera; la misma que lo hizo famoso en "Cuatro Bodas y un Funeral".

Julia Roberts da vida a un personaje que se le asemeja mucho, al menos en lo que respecta a su estatus como celebridad. Sabe plasmar en pantalla ese "carisma" que hace a la gente congelarse de placer en su presencia, a la actriz ególatra, temperamental y hastiada del acoso periodístico, a la vez que nos muestra "una chica que sólo quiere ser amada".

Divertida y mágica, con su elegante nostalgia, Notting Hill es un lugar que vale la pena visitar. No dejen de ir a este vecindario.

The Sixth Sense - Sexto Sentido

Publicada en 1999
 
Vida y muerte, pecado y redención
 

El Dr. Malcolm Crowe ha logrado el reconocimiento en el campo de la psicología infantil, aunque cierta culpa habita en su ser. El secreto de un niño de 8 años representa para Crowe un reto. Una vez que el joven Cole le revela  que ve personas muertas mientras está despierto, el Dr. Crowe piensa que la redención está en camino, pero se sorprenderá cuando descubra la relación entre el inusual don del niño y su propia expiación.

El Sexto Sentido no lleva a un viaje por las penumbras de la mente. Bien sea como historia de fantasmas o como un íntimo drama humano, nos llega en todos los niveles, racionales y emocionales.

La sugerencia de un mundo dentro del nuestro, uno que nuestra mente prefiere ignorar, es atemorizante. La presentación del filme como una serie de tragedias y agonías humanas es muy perturbadora.

En Sexto Sentido, vemos a un Bruce Willis que transmite una sensación ineludible de soledad. Pausado, sumiso, es efectivo al delinear la esencia de su personaje, la humanidad y el don de la comunicación que lo han hecho un científico reconocido y querido.

Y aunque sin ninguna duda la interpretación de Willis está entre sus mejores, las mejores palabras deben quedar para Haley Joel Osment, quien interpreta a Cole Sear. He aquí a un actor quien como su personaje, es maduro más allá de sus años de vida.

Para el final de la historia, Sexto Sentido causa un profundo impacto, uno que nos urge a revisitar el filme en nuestras mentes, apreciar el trabajo de un grupo talentosísimo de actores y el de un maravilloso guionista y director que promete mucho.

agosto 02, 1999

Runaway Bride - Novia Fugitiva

Publicada en 1999


Para salir corriendo
 

Novia Fugitiva es exactamente lo que ustedes piensan que es. Una comedia romántica basada en las convenciones clásicas del género, que cuenta con la presencia de Julia Roberts y Richard Gere, dos favoritos del público desde hace más de diez años, cuando la historia de una cenicienta moderna llamada "Mujer Bonita" incendió las pantallas de cine y se convirtió en uno de los éxitos taquilleros más grandes de la historia del cine.

Ahora tenemos a Gere como el columnista newyorkino Ike Graham, quien es despedido por su editora luego de escribir una historia difamatoria sobre una chica llamada Maggie Carpenter quien al parecer, huye de sus bodas (ya lleva 3) tan pronto ve a los novios esperándola en el altar.

Desempleado y con la oportunidad de reivindicarse profesionalmente, Ike se marcha al pueblo natal de Maggie -que está preparando su cuarta boda- para comprobar qué tan cierta es la leyenda de la novia fugitiva y reescribir su historia. En un principio su relación es peor que la de perros y gatos, pero poco tiempo pasa antes de que las cosas cambien.

Es así cómo son plantadas las semillas para la típica comedia adversa. Dos personas que no se soportan descubren al cabo de un tiempo que no pueden vivir una sin la otra.

Ligera y frívola, Novia Fugitiva es un cuento de hadas como lo fueron en su momento Mujer Bonita, La Boda de Mi Mejor Amigo y Notting Hill, cuyo éxito se apoya en la química de sus actores.

Novia Fugitiva está lejos de ser perfecta. De hecho es todo lo contrario: una cinta sumamente comercial y prefabricada por cualquier ángulo que se vea, desde su pueblito de ensueño, pasando por la banda sonora y su improbable historia, que ya conocemos; pero la supimos siempre, incluso antes de entrar a la sala de cine.